Un taxónomo del siglo XIX

En cada centímetro cuadrado del planeta que habitamos bulle la vida. En el suelo fértil, en cada milímetro cúbico de agua de un estanque, de un río o del mar; en el dosel de un árbol de un bosque tropical o templado, o incluso en los hábitat más extremos como las fosas marinas, los manantiales termales o la superficie de las rocas de la Antártida bulle la vida y se pueden encontrar organismos vivos. Es la Biodiversidad, una asombrosa y complejísima amalgama de genes, especies y ecosistemas que sustentan y componen la vida. Los taxónomos se encargan de descubrir, nombrar, catalogar, describir y clasificar esa Biodiversidad pero ¿cómo?

Descargar PDF - 1.34MB

José Luis Nieves Aldrey para NaturalMente nº10

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *